Formas de amar

 
 
Los hombres pueden ser analizados; las mujeres sólo pueden ser amadas.
Oscar Wilde

 

¿Qué tiene que ver el zacate que tengo en mi casa con la forma que tengo de amar?

Tener zacate o césped en el patio de la casa implica regarlo día tras día. El zacate es muy demandante, muy exigente. Si lo dejas un día sin regar al otro día amanece enojado con partes intentándose secar. Como el amor.

El recibo del agua es cómplice silenciosos de ese constante tratamiento, día tras día, regarlo y si se puede cada quince días podarlo. Tiene sus maneras de agradecerlo, cuando está contento se pone verde, eso hace que yo me sienta contento. Como en el amor.

Hay que cortarle el “cabello” y saco el machete e intento hacer las líneas que van en los lados, las que van pegadas a la pared para que no se vean los mechones, yo imagino que es mera cuestión estética, he preguntado si tiene alguna función eso de hacerle los caminitos en los costados, pero he llegado a la conclusión que es mera cuestión estética. Como el amor.

 “Dime cómo tienes tu zacate y te diré cómo eres” o más aún: “dime como tienes tu zacate y te diré como es tu relación con tu pareja”. Dicen que las cosas se parecen a su dueño. Yo admiro mucho a los ciudadanos que tiene un zacate esplendoroso, verde, radiante, bien podado, bien ponderado, con su césped fuerte, pero me he dado cuenta de algunos trucos que utilizan…

Muchos de esos zacates que se ven muy bonitos nadie los pisa, están de adorno, no hay niños que juegan al futbol o que corran sobre él, la señora o el señor que cuida de ese zacate es muy receloso, prefiere tenerlo de adorno, quizá, y digo quizá, como su relación de pareja.

Tampoco me gusta el zacate que es regado de manera artificial, no me gusta usar artilugios diferentes, prefiero a la antigüita, con una manguera y de preferencia descalzo, para sentir el zacate cuando agradece el agua que recibe.

Hay personas muy detallistas con su zacate, lo adornan con flores, le dedican horas y horas a su cuidado, le compran fertilizante. Que bonito imaginar que lo mismo pasa cuando están con su amada.

Para muestra de lo que digo nada más hace falta ver el zacate que sale en el patio de la casa de la serie “Malcolm in the middle”.

Y lo mejor de todo es cuando tu esposa te dice “qué bonito está quedando el zacate” y tú te acuerdas de Jaime Sabines y dices “me está diciendo que me quiere”.

@CarlosDasei

Anuncios

2 pensamientos en “Formas de amar

  1. simpre he pensado que por mas grande o pequeño ciclo que se cierre en nuestras vidas es una parte importante donde se viven cosas . rupturas ilusiones, deamor, aprendes y disfrutas, todos los seres humanos devemos desprendernos con generosidad y tirar lo viejo, en este caso guardar las enseñanzas que nos vrindo y abrir esa cajita de concimientos , gracias por impartir y compratir algo de lo mucho que puede enseñar , por brindarnos su mas sincera compañia , nos deja mucho que aprender de usted espermos volever a comparir una clase mas ! dios lo bendiga! GRACIAS ! MAESTRO!
    🙂
    y asi es el ceped se riega y se deja un pocoa la luz del sol!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s